El linchamiento o el imbécil en la red

35B

Decía Umberto Eco poco antes de morir (para los que no le conozcan, intelectual italiano, profesor, escritor y filósofo aunque no sé si sirve de mucho explicarlo) lo siguiente:

“Las redes sociales le dan el derecho de hablar a legiones de idiotas que primero hablaban solo en el bar después de un vaso de vino, sin dañar a la comunidad. Ellos eran silenciados rápidamente y ahora tienen el mismo derecho a hablar que un premio Nobel. Es la invasión de los idiotas”.  La Stampa

Hoy me he desayunado con la noticia de que Miquel Iceta, Primer Secretario del PSC está siendo linchado en las redes con una serie de epítetos nada cariñosos, dejémoslo ahí, porque en una entrevista en RAC 1 se le ocurrió decir que no había visto el reportaje de TV3 sobre las cloacas del estado y que había preferido ver una película de James Bond. Pues bien resulta que, por lo visto, era obligatorio verlo, como en los tiempos del NO-DO y una serie de gentes se han lanzado en las redes a verter todo su odio e inquina en el socialista. Gentes que creen, por lo que puedo intuir, que ha de existir el pensamiento único, que si no lo haces estás contra mí, que lo de opinar diferente no tiene cabida en el deseado nuevo estado y que no hace falta tener más de 250 canales porque toca ver lo que hay que ver y si no, eres un traidor. A partir de ahí, como dice Umberto Eco, el airado patriota se lanza indignado y en 140 caracteres vierte toda su indignación ante el distinto… La revolución de las sonrisas decían. Da igual que una persona sea su objetivo, nada importa, es carne de cañón y comienza la carrera a ver quien la dice más gorda o es más imaginativo, es lo mismo si producen dolor, porque seguramente ni se lo plantean, es tanta la razón que tienen y que su víctima merece el castigo, angustia, el desasosiego de verte insultado de manera gratuita por alguien anónimo que, indudablemente se considera superior, que debe ser perfecto y que distingue claramente al bueno del malo. Que suerte tienen… Porque se fijaron mucho en los gustos televisivos y cinematográficos de Miquel Iceta pero le debieron parecer maravillosas las patrióticas preguntas que le hicieron los nada neutrales entrevistadores de RAC1 y que no pasarían un primero de periodismo por sectarios.

Pues yo tampoco lo vi. Ya una vez pedí que me incluyeran en aquel libro que daba la lista de los malos catalanes  ( https://nitantitoasi.com/2016/04/04/ponedme-en-la-lista/) “Perles catalanes”pero no me hicieron caso. Ahora no sé que pasará, igual esto si es motivo de reo de lesa majestad. Y no lo vi porque fio tanto de algunos programas de TV3 como de “El gato al agua”, Intereconomía en general, La Razón o el OK diario. No sé si me explico, que es la manera educada de decir “no sé si me entiendes”.  Y la verdad es que no me enteré que lo hacían, pero si me hubiera enterado no lo hubiera visto porque en estas circunstancias cualquier cosa hecha por “La seva” sobre España ya sabemos por donde puede ir. Y digo claramente si hay delito  al juzgado con quien sea.

Hagamos un ejercicio de imaginación. Tele Madrid, otra que se las trae, monta una con las cloacas de la Generalitat, que no se ofenda nadie, ya sé que lo de la familia Pujol, el 3%, las lotos, Prenafeta, etc, son arroyos que fluyen limpios y puros hacia el mar. Pero imaginémoslo, la maquiavélica mente española nunca descansa ¿Qué hubiera sucedido?

Lo del programa/cadena/pensamiento único no es bueno. Recomiendo el sano ejercicio que hizo Iceta, ahora las teles lo permiten, ver lo que a uno le apetece, y luego si se quiere, ver lo demás cuando venga en gana. Y si no se ve, no pasa nada, la vida sigue, uno se puede morir sin haber leído El Quijote, no es obligatorio y lo de TVE3, de verdad, tampoco. Yo estaba viendo “La doncella” una bonita película coreana…

Y como dice Isabel Coixet, otra que está siendo crucificada y sobre la cual caerá a no tardar el anatema y la prohibición de ver sus películas (me encantó El mapa de los sonidos de Tokio) no soy ni pepero, ni de ciudadanos, ni facha. Soy muchas cosas pero esas no me adornan.

Se está jugando con fuego y se está yendo de las manos, los fanáticos de ambos bandos andan sueltos y tiene las redes para multiplicar su inquina y esto ya no tiene nada que ver con votar o no votar, es otra cosa mucho más peligrosas. Desconfío de esos que hablan de sus convicciones y deseos altruistas sobre la necesidad imperiosa de tener una urna delante, como si no las tuviéramos un par de veces al año últimamente. Lo mismo que desconfío de los que no utilizan ni un sólo argumento lógico sobre democracia y ley y se escudan en el uniformismo ancestral. Pero esto que me ocurre se debe  seguramente de leer demasiado Nietzsche (es un filósofo alemán, no cabe en 140 caracteres)  y aquello de las razones inconfesables que han de beneficiar a unos pocos mientras los demás hacen la faena dura.

No sé como acabará esto pero como soy leído, utilizaré un símil literario,  es una frase del Acto 3, Escena 1, de “Julio César” de William Shakespeare, cuando Marco Antonio después de uno de los más antológicos discursos populistas de la historia grita “«¡Devastación!» y suelta a los perros de la guerra” y a algunos de los del twitter les están saliendo los colmillos.

 

La orquesta del Titanic

20170714-636356393097256938_20170714143125-kYWB-U4241127479633ZC-992x558@LaVanguardia-Web

Cuenta la historia que mientras se hundía el Titanic su orquesta no dejó de tocar. No sobrevivió ninguno de sus miembros y dicen los testigos que quedaron que lo último que les escucharon fue “Más cerca, oh Dios, de ti”. Pues bien, parece que el govern de Catalunya está buscando músicos capaces de aguantar en cubierta tocando la melodía ante el previsible desastre.

Ya sé que estas ironías que gasto no gustan a algunos pero lo cierto es que si el Titanic fuera el PdeCat pues ya está, no será la primera organización que desaparece o pasa su travesía del desierto. Es más creo que los que salen del gobierno son los que garantizan que quede algo de la organización, son los blanqueados para las futuras listas.

El problema es que lo que choca con el iceberg no es un partido sino Cataluña. Porque pase lo que pase el daño ya está hecho y pasará mucho tiempo para restañar las heridas que se están produciendo por una espiral de locura que no va a ninguna parte. Los plazos se agotan, ya no hay tiempo para comprar las urnas ni montar lo que se requiere para semejante historia… ¿Entonces? La orquesta sigue tocando a la espera del naufragio y la sociedad cada vez se fragmenta más, los nervios se acentúan, las incertidumbres se multiplican pero tranquilos, los elegidos para la gloria están dispuestos a llegar a las últimas consecuencias pero ¿por qué? esa es la gran pregunta ¿por qué?. Los unos me dirán una cosa , los otros otra, nadie quiere parar, que pare el otro piensan. Y cuando todo pase y nadie haya participado en este despropósito, porque nadie habrá participado, salvo unos cuantos ahogados, la realidad seguirá ahí pero un poco peor, los mismos problemas, las mismas cuestiones pero con un añadido, esta sociedad ha enfermado y tardará tiempo en curarse pero la orquesta sigue tocando.

La orquesta del Titanic

20170714-636356393097256938_20170714143125-kYWB-U4241127479633ZC-992x558@LaVanguardia-Web

Cuenta la historia que mientras se hundía el Titanic su orquesta no dejó de tocar. No sobrevivió ninguno de sus miembros y dicen los testigos que quedaron que lo último que les escucharon fue “Más cerca, oh Dios, de ti”. Pues bien, parece que el govern de Catalunya está buscando músicos capaces de aguantar en cubierta tocando la melodía ante el previsible desastre.

Ya sé que estas ironías que gasto no gustan a algunos pero lo cierto es que si el Titanic fuera el PdeCat pues ya está, no será la primera organización que desaparece o pasa su travesía del desierto. Es más creo que los que salen del gobierno son los que garantizan que quede algo de la organización, son los blanqueados para las futuras listas.

El problema es que lo que choca con el iceberg no es un partido sino Cataluña. Porque pase lo que pase el daño ya está hecho y pasará mucho tiempo para restañar las heridas que se están produciendo por una espiral de locura que no va a ninguna parte. Los plazos se agotan, ya no hay tiempo para comprar las urnas ni montar lo que se requiere para semejante historia… ¿Entonces? La orquesta sigue tocando a la espera del naufragio y la sociedad cada vez se fragmenta más, los nervios se acentúan, las incertidumbres se multiplican pero tranquilos, los elegidos para la gloria están dispuestos a llegar a las últimas consecuencias pero ¿por qué? esa es la gran pregunta ¿por qué?. Los unos me dirán una cosa , los otros otra, nadie quiere parar, que pare el otro piensan. Y cuando todo pase y nadie haya participado en este despropósito, porque nadie habrá participado, salvo unos cuantos ahogados, la realidad seguirá ahí pero un poco peor, los mismos problemas, las mismas cuestiones pero con un añadido, esta sociedad ha enfermado y tardará tiempo en curarse pero la orquesta sigue tocando.

IKEA

Carles-PuigdemontTomo prestado el nombre de la conocida empresa sueca no porque vaya a hablar de ella sino por el lema de su campaña publicitaria “La República independiente de mi casa”.  Porque algo de eso hay. Entro, yo lo busco, lo anoto, lo descargo y lo monto en mi casa y si sobran unos cuantos tornillos pero se aguanta pues ya está. Y de verdad que trato de empezar en buen tono pero es que he llegado a una edad en que no soporto la estupidez humana y no me refiero al que se comporta de esa manera por ignorancia sino a los que a sabiendas y con un cinismo digno de  aparecer en el Guines se despachan haciendo y diciendo majaderías a todas horas. Pero hay un punto porque si el majadero las dice y ya está, pues eso, ya está, Pero es que las cosas ya están yendo demasiado lejos. Hoy día 4 de julio ¿será casualidad? No lo creo porque aquí todos son números mágicos y llamamientos a no se sabe que fuerza telúrica oculta. Igual el president en esa dinámica que ha entrado se cree que al hacerlo en 4 de julio invoca los espíritus de los padres fundadores de USA. Pues bien hoy se han reunido en el Teatro Nacional para explicar el referéndum, acto cubierto por ese dechado de neutralidad informativa que es TV3 y donde dicen frente a una cola de 20 personas que habían ido miles y que se habían tenido que ir a verlo por la tele, con un par. Hoy precisamente he visto como la tele coreana del norte jaleaba al gran líder por haber tirado un cohete con el que dice destruirá el mundo entero. No sé, ha habido un momento en que…. imaginaciones mías.

Pero vayamos al asunto y es de traca que no hay nada de lo que dicen que se sostiene pero salen todos serios y solemnes y lo dicen ¡Y no les pasa nada! ¡Qué grupo más estupendo de actores! Pero me centraré en dos cosas. Dicen que llegará una tarjeta censal a casa. Bien, como llegue semejante papelucho no sé si tirarlo o irme al juzgado porque a santo de qué la Generalitat maneja esos datos. Y dos dicen que llamarán a ciudadanos para las mesas y si no vas te sancionarán….. más….. ¡Kafkiano! ¡Dicen que te sancionan por no hacer algo ilegal! Qué magníficos alumnos de aquellos que se sacaron de la manga juzgar a los leales al gobierno por rebelión militar. Resultado, ejecutados o a Cuelgamuros a levantar el Valle de los Caídos. Me veo acarreando piedra para elevar Montserrat a montaña más alta de la península con monasterio incluido para que sea como los del Tibet y que se retire el Dalay Lama Pujol… Porque ya me importa un pito lo de políticamente correcto. Esto no es ni un golpe de estado chapucero ni nada, sólo buscan que alguien se lo impida como sea para retornar a su origen, el victimismo, porque la estupidez de decir que si gana el sí declaran la independencia y no se cuantas tonterías más. Y hablando de ejecutados, anda que si hubiéramos estado en guerra al conseller derrotista, pues eso, a la pared y ¡zasca!

Nunca una lucha intestina por el poder ha movido tanta tinta y ha movilizado a tanto crédulo, porque eso es lo que hay. La caída del clan Pujol desató la guerra cuando el ungido por el padre, Oriol caía en desgracia judicial, entonces  llegó Artur Mas el destructor, porque todo lo que toca este hombre acaba fulminado,  y sus muchachos convencidos de que había llegado la hora de algo, no sabían de que, pero de algo. Abrió la caja de los truenos y ERC, según las encuestas les barre. ERC la impoluta, la que nunca ha estado en nada, jamás ha compartido gobiernos, donde por cierto las áreas que ha tenido más vale correr un tupido velo… o no… Residencias de Gent Gran con sarna y desatención, uno de economía que no tiene ni idea que dice no se que del trato fiscal y el estado le ha tenido que prestar varias veces para no entrar en quiebra… En fin, es igual. Y luego la tribu que por causa de la ley electoral hacen y deshacen y encima hablan de sangre, otros de desafectos y de purgas y de…  Y así estamos, perdiendo el tiempo, gastando dinero a espuertas, porque esto tiene un coste, por lo menos pagar con nuestros impuestos a todos estos que han montado el festejo más impresentable de los últimos años en Europa cuando se les paga para que hagan cosas, pero no estas.

Cuando haya pasado todo esto , porque pasará y se mire con perspectiva alguien tendrá que hacer una magnífica “Escopeta nacional catalana” Y nos tendremos que reír…. Mira acabo de poner la tele y echan “La vida de Brian” viene que ni al pelo, al menos me reiré  de las estupideces. Por ahora y aunque lo han hecho en un teatro, igual para decir que todo era comedia, vaya usted a saber, lo de estos es para indignarse ante la estupidez o simplemente ver como fundan la República independiente de su casa.